Tranvías en Nueva York

Si bien no es muy habitual su utilización, los Tranvías en Nueva York tienen una gran historia y vale la pena utilizarlos durante nuestra estancia en la ciudad.

Tranvías en Nueva York: dentro y fuera de la ciudad

El nombre completo es Tranvía Metro Norte y conecta varias ciudades o pueblos del área Upstate de New York, así como también el Norte de New Jersey y el Sudeste de Connecticut. La mayoría de los servicios parte de la Estación Gran Central, exceptuando los que parten hacia Nueva Jersey, que se toman en la Terminal Hoboken, del otro lado del Río Hudson.

Por otra parte, se puede utilizar el tranvía Long Island, para acceder a casi todo este distrito neoyorquino. Sale de la Estación Penn. Se puede descargar el plano con las estaciones para no perderse y para saber desde donde y hacia qué punto se dirige cada recorrido. También puedes consultar los horarios de salida en el sitio web oficial.

Tranvías en Nueva York: viajando en el Roosevelt Island

Este tranvía llama la atención porque es aéreo. Se extiende desde el East River y conecta la Isla de Roosevelt con Manhattan. Comenzó a funcionar en el año 1976, tiene 115 servicios por día y cada cabina tiene la capacidad de transportar 110 pasajeros. Viaja a casi 30 km por hora y viaja a cerca de 1000 metros sobre el nivel del mar.

Pasa por el East River, sigue su ruta por el lado Norte de la Ed Kock Queensboro Bridge (para ver el East Side de Manhattan es espectacular) y se puede pagar con MetroCard. Es operado por una empresa llamada Leitner Poma de América (LPOA), a diferencia de todos los demás transportes públicos de Nueva York que están nucleados por la Autoridad Metropolitana de Transporte.

Fue cerrado durante algunos meses en 2010 (de abril a noviembre) para poder ser modernizado su sistema. El proyecto costó 25 millones de dólares y entre las mejoras se incluyen cabinas nuevas y cables que permiten un doble lance.

Este tranvía permite enlazar Manhattan con Roosevelt Island (casi 1 km), en 3 minutos. Se trata de un medio de transporte ultra moderno, con dos cabinas (que funcionan de manera independiente) y una capacidad de transportar a 1500 personas por hora. Puede ser usado para el turismo como también para los residentes de Nueva York. En el primer caso, porque ofrece vistas maravillosas y en el segundo porque es rápido y evita todos los problemas de tránsito tan habituales en una de las ciudades más importantes del mundo.

El boleto cuesta 2.50 dólares, se pueden llevar bicicletas y está adaptado a minusválidos. La entrada en Manhattan se encuentra en Tram Plaza (60th Street y 2nd Avenue). En la Isla de Roosevelt, este “red bus” ofrece transporte de manera gratuita. Varias estaciones de metro están cerca de ambas cabeceras de este servicio, sobre todo de lado de Manhattan (por ejemplo, Lexington Avenue en 59th Street). También el autobús Q102 nos acerca a la estación de salida del tranvía Roosevelt Island.  

Valoración: 
Promedio: 5 (2 votes)
Publicado por

Comentarios

los tranvías son un transporte menos conocido pero no por ello pierde su encanto. Si visitas Nueva York recomiendo probarlo.

Añadir nuevo comentario